Bebé
1 a 3 meses

Viajar con el Bebé

Viajar con el Bebé

Cuando llega el tiempo de las vacaciones, además de la alegría que provoca el próximo tiempo de descanso también es un momento de preocupación para los papás. ¿Habrá lugar en el avión, podremos encarar bien el viaje en auto? ¿Podremos cuidar bien al bebé del sol? ¿Nos conviene ir con el bebé a la playa o será mejor la montaña?

Viajar con el Bebé

Lo importante es tomar todas las precauciones posibles antes de emprender el viaje:

  • Hacer el equipaje teniendo en cuenta el clima del lugar al que se va a ir de vacaciones y las variaciones que puede haber en la temperatura.

  • No olvidar nunca los protectores solares. La piel del bebé es extremadamente delicada y necesita de protección constante. Consultar al pediatra cuál recomienda y qué factor.

  • En cuanto a la seguridad en el auto, los bebés deben ir en su propia sillita o butaca para el auto. Si son mellizos una para cada uno. Si los bebés son menores de 12 meses o pesan menos de 10 kilos, todavía deben ir mirando hacia atrás.

  • Durante el viaje, realizar los descansos necesarios para evitar que el bebé se ponga muy  molesto o inquieto y los adultos se pongan nerviosos. Sobretodo el conductor del auto.

  • Llevar juguetes, así se distrae durante el tiempo en que está despierto.

  • Poner música que lo ayude a dormir en el viaje puede ser una buena opción.

  • Respetar lo más que se pueda los tiempos de descanso y de alimentación del bebé.

  • Llevar en un bolso de mano 3 mudas de ropa y un abrigo. El viaje en auto o en avión puede marear a los chicos y hacerlos vomitar. Además, los aires acondicionados suelen estar muy bajos y un abrigo puede evitar que se resfríen.

  • También llevar pañales e implementos para cambiarlo en mayor cantidad de la que se consideraría habitualmente necesaria.

  • Si el viaje se va a realizar en avión, es muy importante que los padres avisen a la aerolínea que se viajará con un bebé o más de uno, ya que cada empresa tiene restricciones respecto a cuántos bebés se pueden llevar en el mismo asiento que la mamá o el papá. Se recomienda llegar temprano al aeropuerto para conseguir asientos juntos y evitar todo tipo de inconvenientes.

  • Pedir asientos en la fila que tiene delante una mampara y no otra fila de asientos, puede resultar cómodo para quienes viajan con bebés.

  • Algunos aeropuertos disponen de carritos especiales para bebés. Si no es así, la mamá puede comunicar a la aerolínea que utilizará el suyo y pedir que dispongan un lugar para guardarlo una vez comenzado el vuelo.

Y hay algo muy importante que no debe faltar en la valija de los papás: una doble cuota de amor, de paciencia y de comprensión en este momento especial en que saldrán junto a su bebé a conocer nuevos lugares y nuevas personas, aunque sea por unos días.

 Nota supervisada por el Equipo Médico de Mamashelp

cargando

cargando comentarios